Organizacion GEN

La organización GEN se compone de un grupo de empresas especializadas en la selección, administración y protección del talento humano, con mas 30 años de experiencia en el mercado; cuentamos con oficinas en la principales ciudades del país y está conformado por un equipo interdisciplinario de profesionales en áreas como, salud ocupacional, psicología, derecho, financiera y seguridad social, entre otros.


Deja un comentario

Venta de medicamentos naturistas caería 93% si se amparan con fórmula

Los beneficios de los medicamentos naturistas no solo están vinculados con la salud. La directora de la Federación Naturista de Colombia (Fenat), Yahel Bueno, explicó que esto es una industria donde hay más de 60 laboratorios, más de 10.000 puntos de venta, más de 50.000 empleos directos y más de 200.000 indirectos.

Entre marzo y agosto se ordenaron pasar bajo fórmula médica a 59 plantas medicinales (materia prima de estos productos), cuando en ocho años se sometieron a este régimen tan solo 10.

¿Lograron un acuerdo en la reunión sostenida con el Invima?

No se llegó a ningún acuerdo. El Invima estuvo muy receptivo a los planteamientos y a las críticas constructivas que realizamos y solicitaron ocho días para hacer una revisión interna de la situación por cuanto estábamos también criticando actos administrativos que no están expedidos en ningún sustento científico o legalidad. Aceptamos darle los ocho días para nuevamente sentarnos en la mesa o recibir de manera oficial su respuesta y analizar la situación. Sin embargo, no hubo ningún acuerdo por parte del Ministerio de Salud.

¿Cuál cree que será la decisión?

La receptividad del Invima nos da confianza de que los procedimientos legales y los sustentos científicos tienen que entrar en un estudio juicioso de todas las partes actoras. Aspiramos a que se llegue a un acuerdo benéfico para todos. Queremos que se llegue a una decisión final que permita definir si existe o no un real riesgo en la salud frente a esas plantas que pasan a bajo fórmula médica.

¿Qué razones atribuye a que el Gobierno les quiera imponer la fórmula médica?

Nunca hemos encontrado esa respuesta. Es lo que estamos tratando de identificar, qué es lo que está sucediendo para que esa medida fuera tan desproporcionada a la realidad en contra de la tradicionalidad y de países de referencia sanitaria (que el propio Invima reconoce) donde las plantas medicinales son de venta libre. Lo más grave de todo es ver que al interior de las entidades gubernamentales no existe una comunicación, sinergia o sincronía entre los actores, porque si nos van a pasar todas esas plantas a bajo fórmula médica, entonces deberíamos tener dentro del POS la medicina alternativa ya validada, la cual no tenemos en la actualidad.

¿Por qué asegura que están en desventaja frente a las farmacéuticas de síntesis química?

Porque un omeprazol, ibuprofeno, acetilsalicílico o acetaminofén son de venta libre, se venden hasta en las tiendas y no pasan bajo fórmula médica. Por ejemplo, tenemos una planta, como lo es el harpagofito, que es bajo fórmula médica y es igual que la aspirina que no requiere de fórmula médica. Sumado a ello, nos exigen que en el rotulado de las etiquetas de los productos naturales coloquemos las interacciones del producto, pero no se lo piden a los medicamentos de síntesis química, cuando los dos tienen las mismas interacciones.

¿Por qué los envases de los medicamentos no traen las contraindicaciones?

Ojo que ahí hay una imprecisión. En los empaques de los productos naturistas siempre hay advertencias, contraindicaciones e indicaciones porque las etiquetas las aprueba el Invima y si no tienen eso, no nos dan el registro sanitario. Lo que no tienen son las interacciones, es decir, aquellas que advierten que si uno está consumiendo un producto X y además vas a tomar una gotica de valeriana, por ejemplo, puedes tener un mareo. Para un medicamento de síntesis química, como por ejemplo un ibuprofeno, las interacciones son algo grandísimo y no caben y a ellos no se los exigieron.

¿Qué es lo que le piden al Gobierno?

Si el Invima nos demuestra científica y técnicamente que hay un riesgo a la salud pública frente a estos temas, acatamos y vemos cómo vamos a cumplir. Debe haber una hora cero para adaptarnos y el Gobierno debe meter los medicamentos naturistas en el POS, por medio de la reforma a la salud. Hasta tanto el Invima o la autoridad regulatoria no nos demuestren que existe una evaluación científica y técnica y una motivación para acatar la fórmula médica, no vamos a acatar nunca la norma la nueva norma.

¿En cuánto caerían las ventas con esta medida?

En 93% bajarían las ventas del sector. Un producto nos cuesta $1.200 millones mensuales, por ejemplo, una valeriana. Multiplique eso por 63 laboratorios nacionales que actualmente funcionan en este negocio y que invierten más de $3.500 millones para tener la certificación de Buenas Prácticas de Manufacturas (BPM).

Fuente: larepublica.com.co

Anuncios