Organizacion GEN

La organización GEN se compone de un grupo de empresas especializadas en la selección, administración y protección del talento humano, con mas 30 años de experiencia en el mercado; cuentamos con oficinas en la principales ciudades del país y está conformado por un equipo interdisciplinario de profesionales en áreas como, salud ocupacional, psicología, derecho, financiera y seguridad social, entre otros.


Deja un comentario

¿Cómo ahorrar dinero con éxito para cuidar tus finanzas?

Uno de los retos más grandes de las finanzas personales es ahorrar con éxito. Son tantas las tentaciones y necesidades que tienes todos los días que separar una parte de tus ingresos para guardar, no para gastar, parece un imposible. Sin embargo, lo puedes lograr si tienes sentido de responsabilidad y conciencia frente a lo que ahorrar significa realmente.

 

¿Has escuchado expresiones como ahorrar tiempo, energías, recursos materiales y, por supuesto, dinero? Este último comprende lo que más reservan las personas porque es lo que finalmente les permitirá alcanzar un sueño: hacer una inversión para obtener ganancias, comprar una casa o un apartamento, adquirir un carro nuevo o cambiar el que ya tienen, realizar el viaje que siempre ha estado presente en sus ilusiones.

 

Ahorrar dinero implica empezar a reunir de forma constante cierta cantidad con el fin de que, después de un tiempo, se cuente con un patrimonio que sirva para respaldarse ante el futuro. Las siguientes recomendaciones te ayudarán a saber cómo ahorrar para cuidar tus finanzas personales sin desfallecer en el intento. Te invitamos a compartirlas y a dejarnos tus comentarios en el formulario de abajo.

 

 

Haz un panorama de tus hábitos financieros

Piensa a cuánto ascienden tus ingresos y si estos dependen únicamente de tu trabajo o si recibes, adicionalmente, una renta o un salario de un trabajo alterno. Cuando te llega el dinero, ¿pagas primero lo más básico o te das gustos antes de asumir lo que requieres para suplir alimentación, vivienda y transporte?¿Cuántas veces sales a comer en restaurantes o a cine durante la quincena o el mes? ¿Te alcanza el dinero hasta que llega el nuevo pago? Evalúa tus hábitos financieros y tu situación en general para saber qué necesitas cambiar.

 

¡Ahorrar es una necesidad!

Es momento de que cambies tu actitud frente a lo que significa ahorrar. No veas el compromiso como algo aburridor y difícil que te resta posibilidades de disfrutar lo que te gusta; míralo como una clave para alcanzar el éxito y la prosperidad, como un camino necesario para tu tranquilidad y la de tus seres queridos. Nunca se sabe cuándo llegarán tiempos complejos para los ingresos, así que es mejor que estés listo.

 

Define una cuota fija

Separa una parte de tus ingresos para ahorrar: puede ser entre 10 % y 15 % de lo que recibes. Por supuesto, no todas las personas reciben la misma cantidad de dinero ni tienen las mismas condiciones de vida así que, si no puedes ahorrar ese porcentaje sino una cantidad más pequeña, hazlo y no te desanimes. Puede que algunas quincenas te sobre más de dinero y te quede fácil aumentar la cuota de ahorro… lo importante es empezar y hacerlo de forma periódica.

 

Separa el ahorro del dinero que gastarás en el mes

En tu presupuesto personal definiste que ahorrarás determinada cantidad. No lo dejes con el que usarás para pagar tus necesidades básicas porque terminarás gastándotelo.

 

 

¿Cómo ahorrar si no puedes tener plata porque te la gastas?

Esta es una cuestión muy común. Lo mejor es disponer de una alcancía, una cuenta bancaria, una fiducuenta, el apoyo de una cooperativa o tener un Seguro de Renta o de Educación que te debite automáticamente o te obligue mentalmente a cumplir con un compromiso financiero, de esa forma el dinero estará guardado y no podrás gastártelo. Aunque al principio puede ser difícil, te darás cuenta que, con el tiempo, serás responsable y consciente.

 

Cuídate de los gastos ‘hormiga’

Son aquellos que, como lo indica su nombre, son pequeños, casi imperceptibles, pero pueden producir vacíos en tus finanzas personalesSi tienes un billete en tu bolsillo y comienzas a pagar pequeñas cosas, al final del día no tendrás nada; descubrirás que todo se fue en gastos que creías mínimos.

 

¿Cómo son tus hábitos de ahorro? ¿Qué es lo más difícil? Cuéntanos en un comentario.

 

Fuente: blogsura

Conozca más de nuestros servicios en el siguiente enlace >> http://organizaciongen.com/Proyectar.html

Atentos a sus necesidades, le estaremos atendiendo a través de las lineas:
Medellin 605 1534 | Bogota 746 9310 | Barranquilla 385 2112 | Resto de país (6) 340 2565
Anuncios


Deja un comentario

Estos son los hábitos que lo mantienen “pobre” a pesar de que gane bien

como-ahorrar-proyectar

“¿A dónde se fue el dinero?”, si esa pregunta le suena muy familiar, especialmente días antes de la quincena, es porque definitivamente hay algo que está haciendo mal. ¿Quiere saber qué es, exactamente?

Siendo sinceros, puede que usted gane poco más de un mínimo, viva solo (o aún con sus padres) y no tenga mayores responsabilidades financieras como las de responder por alguien o con unas mensualidades altas de créditos o pagos de millones para situaciones específicas. Y es que, si usted tiene deudas, es porque es consciente que se podía meter en ellas, es decir, que iba a tener los medios para sostenerlas.

Pero a pesar de esto, frecuentemente le ha tocado soportar el peso de la preocupación por no tener dinero, no saber qué hacer la semana antes de la quincena para sacar para el bus y los almuerzos o para pagar la cuota de la tarjeta por la compra que se le dio por hacer un par de meses atrás.

Usted no es el único. Esto suele suceder con más frecuencia de la que usted cree. Incluso, porque muchos de sus compañeros de universidad o del trabajo no se expresan mucho al respecto, pero cuando se trata de afrentar la realidad financiera, cada quien se ve enfrentado a sus propios ‘fantasmas’ que lo atormentan cada noche o cada vez que tiene que pagar algo.

las causas son muchas (quizás la principal es la motivación misma), pero también le damos aquí algunos de los hábitos que usted puede considerar inofensivos o que nunca ha sido consciente que tiene y que lo seguirán manteniendo como “pobre”, en el sentido que el dinero nunca le va a alcanzar para todo lo que quiere.

  • Si hay forma de que pague más…

Una de las peores cosas que puede hacer una persona es que, a medida que gana más, siempre va a gastar más. Entonces, esto si bien puede generar una sensación de estabilidad y bienestar (además de estatus), hará también que siempre gaste más de lo que espera, simplemente porque “se lo merece” o porque sabe que algo es mejor si cuesta más.

Recuerde que siempre habrá forma de pagar menos por las cosas, sólo es cuestión de dedicarle tiempo a buscar alternativas, considerar opciones que le causen esfuerzo (y no le alcahueteen la pereza) y comparar. No se quede con una opción a la hora de hacer una compra de algo, piense qué haría si tuviera menos presupuesto del que tiene.

  • Cuando termine este día…

El otro hábito es considerar seguir viviendo sólo el día a día. Si bien usted debe disfrutar su vida al máximo con cada hora del día que tiene, considere que también poco a poco se va haciendo viejo y que a medida que más tiempo pasa y usted no se prepara para lo que viene en el futuro, las cosas se encarecen mucho más y el esfuerzo que tendrá que hacer será mucho mayor.

Esto no solo aplica por el hecho de pensar en su pensión o de qué va a vivir en unos 20 años, sino también en planear las cosas que quiere: por ejemplo, no esperar días antes para planear un viaje o si sabe que tiene que hacer el pago de impuestos, esperar hasta el último día de vencimiento para hacerlo. Una de las claves de éxito de las personas exitosas y millonarias es siempre adelantarse a los hechos, especialmente cuando tiene que ver con dinero.

  • “¿A dónde va Vicente…?”

“Para donde va la gente”, completa el dicho. Y esto, en temas financieros implica que si usted se deja llevar por las expectativas y metas que le planteen los demás o que “vayan saliendo por el camino”, en su vida siempre se verá ‘corto’ de dinero. Cuando usted no tiene claro quién es ni para dónde va, no sabe qué ruta seguir y, con ello, tampoco qué decisiones tomar.

Esto hace que no tenga motivaciones para ahorrar, ni para tener un presupuesto, ni para crecer profesionalmente.  Y, sin motivaciones, es imposible lograr que el dinero trabaje para usted y, al contrario, usted terminará trabajando para él.

  • Todo lo extra se va

Quizás hubo una semana en la que se mantuvo dentro del presupuesto que tenía estimado, que dejó de hacer compras hormigas y le permitió, a final de mes, llegar con un dinero extra. Entonces, la forma de celebrar que lo logró es gastándolo. ¡Error! ¿Por qué no considera más bien en hacer algo mucho más útil con él? Uno de los principales problemas, especialmente de los colombianos, es considerar que hay que celebrar porque sí y porque no; lo que hace que todo dinero extra que usted tenga, nunca permanezca por más de un mes dentro de su bolsillo o en su cuenta bancaria.

  • Pensamiento de ‘pobre’

Ya hemos visto cómo el lenguaje puede llegar a tener un efecto fuertemente influyente en su vida, por lo que frases como “es que no puedo porque no tengo dinero” o “´mi salario no me alcanza para pensar en eso”, hacen que esas simples teorías se puedan convertir en realidad.

Puede que tenga problemas financieros, pero cambie todas esas negaciones por frases positivas: en vez de decir “nunca me desharé de este crédito”, diga “espero que al final de este año ya haya pagado todo”; es decir, convierta lo negativo en positivo, creando en un cerebro algo que en neurolingüística se denomina como pensamiento anclaje.

Fuente: finanzaspersonales


Deja un comentario

Cinco pasos para garantizar un buen retiro

Mucho mas que Seguridad Social a sus Afiliados ! www.agrucol.com

Mucho mas que Seguridad Social a sus Afiliados ! http://www.agrucol.com

La planificación temprana del ahorro para la jubilación le garantizará un estilo de vida confortable en la edad adulta.

La mayoría de las personas visualizan su vejez en medio del descanso y la tranquilidad. Sin embargo, lograrlo requiere planeación y ahorro desde los primeros años laborales.

“Nadie es lo suficientemente joven para empezar a destinar un porcentaje de sus ganancias para el retiro”, afirma el abogado laboralista, Diego García, del consultorio jurídico de la Universidad de los Andes.

Recuerde que entre más se tome tiempo para empezar, menos crecerán sus ahorros.

Así mismo, tenga en cuenta que los primeros años laborales facilitan este hábito debido a que generalmente sus compromisos financieros son menores.  Además, tiene la posibilidad de apostarle a inversiones de mayor riesgo con mejores ganancias frente a una persona que está más cerca de la edad de retirarse y que, por esa razón, debe ser más conservadora en el manejo de su dinero.

Hay quienes por tener un sueldo bajo y cumplir con sus obligaciones personales y familiares no le dan prioridad al retiro. Sin embargo, recuerde que ahorrar, así sea poco, pero de manera regular, le traerá beneficios a largo plazo.

1. Prevea su ahorro
Tener un presupuesto es primordial para conocer cuánto se puede ahorrar y en qué áreas de su cartera es posible disminuir gastos. Luego de haber pagado los gastos fijos (deudas, recibos, gastos del hogar), considere ahorrar entre el 10% y el 15% de sus ingresos. Agregue un 1% adicional a sus ahorros con cada aumento de sueldo que obtenga. Así podrá aumentar su tasa de ahorro.

2. Determine sus necesidades
-Presente: analice su situación financiera del momento. Analice las ventajas y desventajas si se encuentra indeciso entre pagar un préstamo o ahorrar. Si el préstamo tiene una tasa de interés baja, gana más dándole prioridad al ahorro. Si la deuda tiene un interés alto, lo más conveniente es pagar ese compromiso. Sin embargo, tenga en cuenta que aplazar no debe convertirse en una rutina.

-Futuro: Los expertos estiman que es necesario mantener el 70% de los ingresos de su último empleo para conservar el nivel de vida en su etapa de descanso. Ahorre más si sus posibilidades se lo permiten.

3. Habitúese
Es necesario que se eduque para ahorrar. Acostúmbrese a hacerlo sin importar la cantidad. Nada es despreciable para este rubro. Lo importante es que adquiera el compromiso y gradualmente aumente sus aportes.

Además fomente en sus hijos esta práctica desde pequeños. Una alcancía o una cuenta de ahorros para sus estudios o regalos de fin de año, les servirá de motivación y enseñanza.

4. Ese dinero es intocable
No cuente con él en el presente, ni lo destine a nada diferente de su objetivo.

5. Infórmese sobre la pensión
Esté enterado del comportamiento de su fondo de pensiones. Consulte su asesor financiero y lea toda la información relacionada, le conviene.

Fuente: Finanzas Personales

Entrada de WordPress

www.puntoempleo.com.co


Deja un comentario

Lo que debe saber sobre el auxilio de las cesantías

Personal con Calidad Total a su Servicio http://www.puntoempleo.com.co

¿Qué es?, ¿Cuándo se debe pagar?, ¿Cuándo puede solicitar un retiro parcial? Conozca las respuestas dadas por el Ministerio de Trabajo a éstas y otras preguntas sobre el tema.

El auxilio de cesantías es una prestación social que se encuentra a cargo del empleador, que consiste en el pago al trabajador de un mes de salario por cada año de servicios prestados y proporcionalmente por fracción de año.

¿Quién tiene derecho a percibir el auxilio de cesantías?

Como toda prestación social, tiene derecho a percibir este auxilio, todo trabajador y se deberá liquidar, desde el primer hasta el último día de trabajo.

¿Cuándo se debe pagar el auxilio de cesantías?

El auxilio de cesantía es una prestación social que el empleador deberá pagar al trabajador a la terminación del contrato de trabajo y tiene precisamente la finalidad de cubrir un período que el trabajador pueda quedar cesante.

¿Qué son las cesantías retroactivas?

El régimen tradicional del auxilio de cesantías es aquel, donde el auxilio de cesantías se encuentra en poder del empleador durante toda la vigencia de la relación laboral.

Son retroactivas, por cuanto dicha prestación social, se paga al trabajador con base en el último salario devengado, de forma tal que, si un trabajador (vinculado a un empleador antes del 01 de enero de 1991) que se vinculó a una empresa el 15 de julio 1985 y se retiró de la empresa el 14 de julio de 2009, al momento del retiro, el valor del auxilio de cesantía se calcularía multiplicando el valor del último salario por 24.

¿Qué son las cesantías anualizadas?

La Ley 50 de 1990, en el artículo 98, incorporó en el ordenamiento laboral colombiano, el régimen especial de cesantía, que a diferencia del régimen tradicional, únicamente permanece en poder del empleador durante máximo un año, pues a más tardar, el 14 de febrero de cada año, aquél deberá consignar en la Administradora de Fondos de Cesantías elegida por el trabajador, la causada en el año inmediatamente anterior.

¿Cómo se liquida el valor del auxilio de cesantías?

Independientemente del régimen de cesantías del trabajador, de acuerdo con lo dispuesto por el numeral 1º del artículo 253 del Código Sustantivo del Trabajo, “Para liquidar el auxilio de cesantía se toma como base el último salario mensual devengado por el trabajador, siempre que no haya tenido variación en los tres últimos meses. En el caso contrario y en el de los salarios variables, se tomará como base el promedio de lo devengado en el último año de servicios o en todo el tiempo servido si fuere menor de un año”.

Cuando el salario del trabajador ha sufrido alguna variación en los tres meses anteriores a la liquidación del auxilio de cesantía, habrá de tomarse lo devengado por el trabajador en el último año; cuando el trabajador lleva menos de un año al servicio de la empresa, se promediará el salario devengado durante todo el tiempo de servicios.

¿En qué eventos, el trabajador puede solicitar un retiro parcial del auxilio de cesantías?

Como excepción a la regla general de liquidación y entrega del auxilio de cesantía a la terminación del contrato de trabajo, la normativa laboral permite la liquidación y pago del auxilio de cesantía parcial, únicamente para los siguientes eventos:

a. Adquisición de vivienda con su terreno o lote

b. Adquisición de terreno o lote solamente

c. Construcción de vivienda, cuando ella se haga sobre lote o terreno de propiedad del trabajador interesado o de su cónyuge.

d. Ampliación, reparación o mejora de la vivienda de propiedad del trabajador o de su cónyuge.

e. Liberación de gravámenes hipotecarios o pago de impuestos que afecten realmente la casa o el terreno edificable de propiedad del trabajador o de su cónyuge.

f. Adquisición de títulos sobre planes de los empleadores o de los trabajadores para construcción de las mismas, contratados con entidades oficiales o privadas.

También para financiar los pagos por concepto de matrículas del trabajador, su cónyuge, compañera o compañero permanente y sus hijos, en entidades de educación superior reconocidas por el Estado. En tal caso el Fondo girará directamente a la entidad educativa y descontará el anticipo del saldo del trabajador, desde la fecha de la entrega efectiva.

¿Qué pasa si el empleador no consigna oportunamente el auxilio de cesantías en la administradora de fondos de cesantías elegida por el trabajador?

El empleador que incumpla el plazo señalado deberá pagar un día de salario por cada día de retardo.

Fuente: Finanzas Personales

Entrada de WordPress


Deja un comentario

Retirar cesantías para vivienda: seis casos en que se puede

RETIRAR_CESANTÍAS_PARA_VIVIENDA_SEIS_CASOS_EN_QUE_SE_PUEDESiempre se ha inculcado que las cesantías son un ahorro importante y es así. Mientras no haya una buena excusa o necesidad para retirarlas es mejor que las mantenga aseguradas en el fondo que haya elegido.

Según un informe de Protección, el 70% de los colombianos afiliados retiran las cesantías en el año para gastos de bolsillo como viajes, compra de electrodomésticos, motos y carros, incluso para el pago de deudas atrasadas.

Otros las retiran para la compra o remodelación de vivienda ignorando otras posibilidades en las que está permitido por la ley retirar las cesantías para asuntos relacionados con la casa.

Estos son los seis casos en que se pueden retirar el dinero para vivienda:

Adquisición de vivienda con su terreno o lote

Es la situación más común por la que la gente va al fondo de pensiones a retirar las cesantías. Es necesario que presente los documentos que certifiquen que usted va a comprar una casa y los demás que solicite su fondo de pensiones.

Para comprar terreno o lote solamente

Los lotes o terrenos donde aspira a construir la casa también son una buena excusa para pedir las cesantías y destinarlas a ese fin. Muchas personas aspiran a empezar cuanto antes a construir la vivienda y ven en esa alternativa la mejor opción.

Construcción de la vivienda

Siempre y cuando la edificación se haga sobre el lote o terreno de propiedad del trabajador interesado o de su cónyuge. Si el  espacio donde se planea construir no  cumple con alguna de esas dos condiciones deberá desistir.

Ampliación, reparación o mejora de la vivienda

Aplica la misma condición que  la anterior. La propiedad tiene que ser del trabajador o de su cónyuge. Para que desembolsen las cesantías debe escribir al fondo de pensiones y presentar documentos como permisos de construcción.

Liberación de gravámenes hipotecarios o pago de impuestos

Sobre todos aquellos que afecten realmente la casa o el terreno edificable de propiedad del trabajador o de su cónyuge. Sucede que hay muchos propietarios que han aplazado por años el pago de impuesto predial o que han adquirido un préstamo con prenda hipotecaria. Pedir las cesantías es un alivio en esos casos.

Finalmente el retiro de las cesantías para vivienda también se puede hacer para la adquisición de títulos sobre planos  para construcción de casas en proyectos  contratados con entidades oficiales o privadas.

Es decir, el empleado puede solicitar las cesantías aunque la construcción de la casa no haya empezado pero el proyecto ya esté definido.

Fuente: Finanzas Personales

Entrada de WordPress